TRATAMIENTO DE LAS CICATRICES DE ACNÉ: SUBCISIÓN

¿Qué es? 
La subcisión es una técnica quirúrgica que se emplea fundamentalmente en cicatrices atróficas de diferentes tipos (sobre todo las de tipo “rolling” -onduladas o en forma de “M”-), que consiste en liberar el tejido cicatrizal (fibrosis) subyacente que retrae las cicatrices y le da su característico aspecto deprimido. La subcisión proviene del inglés “Subcutaneous Incisionless Surgery” (esto es, cirugía subcutánea sin incisión), y fue descrita en 1995 por dos dermatólogos estadounidenses

¿En qué consiste? 
 Mediante el uso de instrumental adecuado (con frecuencia agujas adaptadas), se punciona alrededor de las cicatrices a tratar por diferentes puntos, haciendo movimientos dirigidos a liberar los tractos fibrosos que actúan a modo de “cuerdas” que tiran de la superficie de la piel hacia abajo. 

¿Cuántas sesiones se necesitan? 
Depende de la cantidad de cicatrices que haya (es recomendable fraccionar el tratamiento si hay múltiples cicatrices), sus características (tamaño, profundidad, localización) y la respuesta individual (hay zonas en las que se requiere más de una sesión). 

¿Tiene efectos adversos? ¿Tiene alguna contraindicación? 
Se trata de una técnica muy segura, si bien pueden aparecer inflamación o hematomas de pequeño tamaño ocasionalmente molestos bajo algunas de las cicatrices tratadas (que se ha visto que podría tener un efecto positivo al aportar volumen y favorecer la remodelación de la cicatriz), que pueden prevenirse o disminuir con el uso de presión y frío local después del procedimiento. No se recomienda realizar subcisión en personas con problemas de coagulación o bajo medicación anticoagulante, así como en otras circunstancias individuales que hay que valorar en consulta, como el tratamiento de determinadas cicatrices en ciertas localizaciones (como las zonas mandibular, temporal o preauricular), en las que puede existir más riesgo de lesionar vasos sanguíneos o nervios. 

¿Precisa anestesia? ¿Se puede combinar con otros tratamientos? 
Por lo general se tolera muy bien sin necesidad de emplear anestesia. Por supuesto, si el paciente lo requiere, se puede aplicar anestesia tópica o local. Es posible combinar el procedimiento de subcisión con prácticamente todos los tipos de tratamientos para las cicatrices de acné disponibles. 


Comentarios

Entradas populares de este blog

¿LA ISOTRETINOINA PRODUCE ALTERACIONES MENSTRUALES?