¡EL CHOCOLATE EMPEORA EL ACNÉ!

O al menos así lo dice un artículo publicado por un grupo de investigación tailandés, que indica que el consumo habitual de chocolate por parte de hombres con tendencia a padecer acné puede dar lugar a un empeoramiento de su acné. La publicación a la que he hecho referencia quedó introducida en el punto cuarto del decálogo sobre el acné, en donde además se abordaron otros factores dietéticos involucrados. Aprovecho para recordar otras entradas relacionadas: - dieta y acné:  - leche desnatada y acné  . 

 ¿En base a qué se ha hecho esta afirmación? 

El grupo de Bangkok que elaboró el artículo que encabeza esta entrada estudió un grupo de 25 varones con tendencia a acné a los que se dio 25 gramos diarios de chocolate con un 99% de cacao durante un período de 4 semanas, y observó un agravamiento del acné en términos de número de lesiones y escala de gravedad al finalizar este período. Un estudio previo con 10 varones voluntarios sanos entre 18 y 35 años de edad, a los que se les dio un máximo de 340 gramos de chocolate al día durante una semana también observó empeoramiento del número de lesiones de acné (referencia: http://www.jaad.org/article/S0190-9622(10)00982-5/abstract), sobre todo en aquellos que tomaron cantidades más elevadas. 

¿Por qué motivo el chocolate podría influir en el acné? 

Desde hace años se viene hablando del posible efecto negativo que tendría el chocolate del acné. Hay publicaciones que indican que el cacao podría tener un efecto inmunomodulador en enfermedades inflamatorias (referencia:http://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S1043466613000549), y parece que también podría modificar el curso del acné a través de la modulación del crecimiento o de las respuestas inflamatorias de Propionibacterium acnes, la bacteria involucrada en la aparición de acné, y de Staphylococcus aureus, una bacteria que tenemos con frecuencia en nuestra flora cutánea. 

¿Se podría relacionar con otros ingredientes del chocolate? 

Los estudios que han confirmado esta relación han empleado chocolate con el mayor contenido posible en cacao para eliminar el factor de confusión que supondrían otros ingredientes que habitualmente se añaden al chocolate. 

¿Tengo que modificar mi dieta para tratar mi acné correctamente? 

Aparte de los dos estudios referidos que relacionan el chocolate con un peor control del acné (con sus obvias limitaciones del número limitado de pacientes incluidos), hay publicaciones previas que la han descartado, por lo que todavía no puede darse por aclarada la controversia. Cabe insistir –en línea con entradas previas del blog– en que el factor dietético que más claramente influye en el acné es el consumo de alimentos con alto índice glucémico, que contribuirían a hiperinsulinemia, mayores niveles de andrógenos (hormonas sexuales masculinas), aumento de IGF-1 (insulin-like growth factor 1) y una alteración en la señalización de los retinoides (tal y como se explica en este artículo ). 

La evidencia científica actual desaconseja realizar dietas restrictivas para tratar el acné. Así pues, de entrada, no se recomienda eliminar el chocolate si se disfruta de su consumo moderado. 

En cualquier caso, lo óptimo es seguir unos hábitos de vida saludables, y recurrir al consejo médico individualizado para abordar y tratar de forma adecuada el acné. 


Comentarios

Entradas populares de este blog

¿LA ISOTRETINOINA PRODUCE ALTERACIONES MENSTRUALES?